Los valores de la militancia.

Hoy, en lugar de poner la mirada en la sociedad que nos rodea la vamos a poner en la militancia de los colectivos sociales, políticos, sindicales,…Lo vamos a hacer intentando marcar una radiografía muy general de esa militancia, y de los valores que en principio se le deben suponer.

LA MILITANCIA ACTUAL.

Si decimos que la militancia actual es escasa en la mayoría de colectivos y organizaciones no es decir nada nuevo, pero mas que en el número de personas militantes ( eso da para otra entrada del blog ) nos queremos fijar en sus valores actuales.

El sacrificio.


El sacrificio por la causa que defienden se le presupone, no hablo de llegar a sacrificios como la entrega de la propia vida ( vital por otro lado en depende que espacios y organizaciones ) sino de sacrificio en cuanto a TIEMPO DE MILITANCIA. Un tiempo que se dedica a la militancia y que lógicamente se deja de disfrutar en otros aspectos de la vida como la cuadrilla, la familia o el bar. Esto que parece tan lógico no lo es tanto en la perspectiva militante de mucha gente que antepone cenas de cuadrilla, visitas a la familia o incluso sagradas visitas al bar por delante de reuniones, pegadas de carteles u otras acciones. Encima esto se toma con total normalidad sin que sea motivo alguno de discusión en reuniones.

El apoyo económico.

Aunque es cierto que mucha de nuestra militancia no tiene un duro, la aportación económica individual de cada cuadro en su organización le permite tener una independencia económica y una estabilidad. La tradición obrera es amplia en cuanto a la aportación económica en forma de cuotas, sin que esto hasta hace poco haya supuesto debate alguno. Ahora se produce, al igual que con el tiempo de militancia, por un sentido egoísta tanto del dinero como del tiempo. Porque en nuestro orden de prioridades la lucha y la militancia no son de las primeras cosas.

Tradiciones como donar la paga extra casi integra son cosas casi impensables ahora, y no es por motivos económicos. Si ahora tenemos problemas hasta para cobrar las cuotas de nuestro colectivo o sindicato libremente aceptadas, aunque muchas veces sea por dejadez o desorden.

Dejadez, impuntualidad y desorden.

Terminaré con estas tres ideas, aunque la cosa se podría alargar mas hablando de actitudes, de ser ejemplo en la calle, de decir una cosa en la asamblea y tu día a día fuera no ser tan ejemplar, incumplidora en plazos y tareas,…

Vamos al grano. La dejadez es la causa de las otras dos, solamente una persona dejada o que le da muy poca importancia a su colectivo es impuntual, desordenada e incumplidora. Las tres denotan una falta de respeto increíble respecto de sus compañeros y su organización.

La impuntualidad es simplemente ser un vago, no tener respeto por quien te espera o por la reunión a celebrar. Es una actitud a cortar de raíz con ejemplos como empezar 5 minutos después de la quedada y cerrar la puerta impidiendo entrar a quien llega tarde.

El desorden impide ser cumplidor en las citas y con las tareas asignadas, todos decimos tener buena cabeza y memoria pero quizás debiéramos apuntar las cosas en algún lado. Venir a una reunión sin papel y bolígrafo es algo increíble. Ese incumplimiento lastra las actividades de tu colectivo, le impide avanzar y cumplir los plazos marcados. Si les aprietas con ello eres un dictador y un pesado. Casi nada.

ASI ESTA LA COSA.

Así esta la cosa, es hora de debatirlo en nuestros espacios. De ponerle solución al tema, y no vale la escusa de que esto es un reflejo de la sociedad actual. ¿ O es que no queremos otra sociedad ? Empecemos por nosotros y nuestros valores militantes.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: